fbpx

Glass

Director: M. Night Shyamalan
Guionista: M. Night Shyamalan
Productores: Jason Blum, M. Night Shyamalan
Reparto: Bruce Willis,  Samuel L. Jackson,  James McAvoy, Anya Taylor-Joy Thomasin,  Spencer Treat Clark, Charlayne Woodard,  Sarah Paulson
Título original: Glass
Productora:Blumhouse Productions / Blinding Edge Pictures / Touchstone Pictures.
Género: Thriller, superhéroes

Continuando con la línea argumental de “El protegido” y “Split”, Shyamalan se adentra ahora un poco más en la exploración de los superpoderes de Kevin Wendell Crumb (James McAvoy) y David Dunn (Bruce Willis). David, se ha dedicado a hacer de justiciero, apoyado en su hijo que lo monitorea desde su casa y mantiene comunicación con su él por un micrófono. David, pese a que es buscado por las autoridades y se ha convertido en una leyenda urbana de internet, vulnerable a las cámaras de seguridad y a seguidores anónimos que esperan conocerlo algún día, está decidido a buscar un grupo de porristas que desapareció recientemente. Para ello utiliza sus habilidades extrasensoriales, que le permiten tener visiones sobre la vida y pecados de una persona con tan solo tocarla, para ubicar al captor antes de que la policía lo haga.

El secuestrador, claro, es “Dennis” una de las veinticuatro personalidades de Kevin Wendell Crumb, que tiene a las chicas ocultas y a la espera de la aparición de “la bestia” para que sean devoradas por él.  Tras una breve confrontación con David, es descubierto por las autoridades y por la Dra. Ellie Staple, una psiquiatra especializada en delirios de grandeza, y en personas que piensan que son superhumanos. Ambos personajes: David y Kevin son trasladados a un hospital psiquiátrico, allí serán tratados junto a Elijah Price (Samuel Jackson) por la Dra. Staple. Quien tratará de convencerlos de que todas las hazañas, aparentemente sobrenaturales que han llevado a cabo, tienen una explicación científica y son seres humanos comunes y corrientes.

Sin embargo, Elijah tiene un plan, no sólo para evitar la medicación, sino para escapar, convencer a sus compañeros de que realmente son super poderosos y exponer esta realidad ante el mundo. Sin embargo, la rivalidad entre David y varias de las personalidades de Kevin, las nuevas medidas de seguridad implementados por la institución psiquiátrica, y los continuos controles de la doctora podrían ser una piedra en el zapato para su elaborado plan.

La película no solo cuenta con la titularidad que le dan los nombres de sus actores protagónicos, sino que tiene la actuación imperdible, con todas sus letras, de McAvoy, quien hábilmente es capaz de mostrarnos 24 personajes en simultánea, generarnos empatía o desagrado por algunos o varios de ellos, e incluso es capaz de hacernos reconocer a varias de ellas sin mencionar sus nombres. El efecto en pantalla es increíble.

Para ello, tal y como pasó en “Split”, McAvoy tuvo que hacer un gran esfuerzo en la identificación de pequeñas señales corporales para la identificación de los personajes, y un trabajo muy destacable a la hora de diferenciar las voces. En esta entrega, a diferencia de la anterior, ya hay presencia de “La Bestia” la última personalidad oculta del personaje, en la que tuvo un poco de ayuda de la tecnología para hacer sonar su voz mas profunda y gutural.

Aunque alejado de las tramas clásicas de Marvel y las clásicas historias basadas en Cómics, esta película tiene la firma visual de este género, en este sentido la película no se presta a ningún tipo de decepción. El argumento, muy elaborado y muy aterrizado entre la ficción y lo realista, tambalea entre la línea de una historia de superhéroes clásica, y un drama psicológico perfectamente replicable en la vida real de un instituto psiquiátrico. Sin embargo, los fans de la acción podrían sentirse decepcionados, pues esta no es una película llena de peleas, explosiones y persecuciones. Está más orientada al tipo de guion que deja mucho a la interpretación personal. No en un mal sentido, sino todo lo contrario.

La convergencia de todo el universo en un evento específico, como el accidente de tren, producido por Mr. Glass y del que solamente David salió vivo, pero que además repercute en toda la historia psicológica de Kevin es un punto bien logrado para el director que ha salido mal librado de otras producciones muy esperadas por los fans, como la adaptación de “Avatar, la leyenda de Aang” en “Avatar, el último maestro aire”, mal recibido por la crítica y por los fans de la saga y la adaptación al cine del universo de Warcraft, que fue ovacionada por lo fans del videojuego pero destrozada por la crítica. Esta, sin duda es una de las películas más esperadas de este año, y es un éxito de taquilla asegurado.

Los personajes secundarios, tres, igual que los héroes, entre el despistado hijo de David, que tiene toda la fe en su padre y se niega en rotundo a aceptar que no es un superhéroe, una victima de Kevin, que ha desarrollado un vínculo emocional con su antiguo captor, y la madre sobreprotectora de Elijah, a lo largo de la película van cobrando relevancia, ellos se convierten en los directos herederos de las historias que vieron comenzar.

Aunque el filme está pensado dentro del universo de “Split” y “El protegido” no es necesario haber visto estas películas para entender y disfrutar de esta nueva entrega de Shyamalan, lo que la convierte en un plan perfecto para compartir con familia o amigos. Sin embargo, para quienes hayan visto estas películas anteriormente, la carga emocional es mucho mayor, pues ya hay una clara familiaridad con los personajes.  En todo caso, es un filme imperdible para comenzar el año.

(Visited 89 times, 1 visits today)

Deja un comentario

%d bloggers like this: