fbpx

Entre Navajas y Secretos

Director: Rian Johnson.
Guionista: Rian Johnson.
Productores: Rian Johnson & Ram Bergman
Reparto: Daniel Craig, Christopher Plummer, Ana de Armas, Jamie Lee Curtis, Toni Collette, Michael Shannon, Don Johnson, Lakeith Stanfield, Katherine Langford, Chris Evans.
Título original: Knives Out.
Productora: Lionsgate.
Género: Thriller Policiaco.

En el marco del BIFF 2019 (Bogotá International Film Festival), tuvimos la oportunidad de ver Entre Navajas y Secretos, la nueva película del aclamado director Rian Johnson.  Con un cast espectacular y una trama sencilla, vemos una nueva película del género “Whodunnit” que nos pondrá a sacar conjeturas y una que otra carcajada.

A pesar de todo el debate de The Last Jedi, Rian Johnson es un director que ha brillado en todas sus películas. Su debut con la película Brick fue muy bien recibido y la mayoría (incluyéndome) han estado pendientes desde la aclamada película de ciencia ficción de 2012, Looper.

Johnson buscaba hacer un drama policiaco al mejor estilo de Agatha Christie. La escritora ha vuelto a surgir en cine gracias a Kenneth Branagh con Murder in the Orient Express de 2017 y su secuela Death in the Nile que llegaría este año.

Entre Navajas y Secretos nos contará un misterio sencillo. El escritor Harlan Thrombey ha muerto luego de su fiesta de cumpleaños y uno de los asistentes podría ser el culpable. Ahora dependerá de la policía y el legendario detective Benoit Blanc resolver este enredo, donde conforme vamos avanzando nos damos cuenta que todos podrían ser culpables.

El argumento de la película no solo es el elemento que más brilla, sino que uno de los más divertidos. Johnson no solo busca despistar a todo momento, sino también mostrarnos cómo a pesar de lo circunstanciales que pueden resultar algunas razones, también son válidas para nosotros como audiencia en pensar en el culpable.

Algo que beneficia la película, es que la sencillez de su argumento le permite enfocarse en los personajes y poco a poco contarnos la historia de cada uno. No busca contarnos desde sus inicios, pero sí lo suficiente para que no se sientan planos y que en el caso de algunos, estemos de su lado. 

Esto es agradable, porque esa dimensión que le agrega a todos los personajes no solo les da verosimilitud en el mundo que los rodea, sino que también es fácil pensar en alguien (ya sea cercano o no) que se parece a esos personajes. 

Como les dije más arriba, el elenco es magnífico. No solo veremos a Daniel Craig, sino a estrellas como Christopher Plummer, Jamie Lee Curtis, Don Johnson, Chris Evans, Toni Collette y Michael Shannon, sino también vemos algunas que están en “ascenso” como Ana de Armas (Blade Runner 2049), Jaeden Lieberher (It, Capítulo I) y Katherine Langford (13 Reasons Why).

Una cosa que al inicio me molestó, pero luego me di cuenta que era algo intencional fue Daniel Craig como Benoit Blanc. Sin duda su acento francés falso me molestó, pero cuando salí de la película me di cuenta que Johnson buscaba ese acento falso.

¿Por qué? Pues Blanc representa ese detective brillante que siempre vemos en las novelas negras y que en algunos momentos… puede llegar a ser más bien inútil o en su defecto no tan brillante como cuentan las historias. 

En cierto punto cada personaje termina representando un estereotipo de las personas que hay en cada familia y mucho más en una familia acaudalada como los Thrombey. Jamie Lee Curtis es la hija mayor y hecha a puro pulso, Michael Shannon es el hijo que se concentró en ayudar al papá en los negocios familiares y Toni Collette es la nuera del hijo muerto, donde la familia busca apoyarla luego de los difíciles momentos.

Esto, precisamente ayuda a Johnson a sembrar la duda del espectador en cada uno de los personajes. Cuando uno lo piensa detenidamente, cada uno tiene razones (algunos de peso) para matar a Harlan y eso le permite a la película mantenernos pensando sobre el culpable y sacar nuestras propias conjeturas.

Algo que también buscó hacer el director, es tratar de actualizar los estereotipos. Por ejemplo, Meg (Katherine Langford) es una estudiante de artes liberales, feminista y en en palabras de su primo, una SJW (Social Justice Warrior, que es una manera peyorativa de llamar a los liberales en USA).

Mientras que su primo Jacob (Jaeden Lieberher), es el prototipo de niño bueno que siempre se la pasa en su teléfono, pero acorde a Meg es un “Alt-Right Troll”, lo que implica que sus ideas políticas están alineadas al gobierno de derecha de Donald Trump.

Además también pone en tela de juicio la situación con los inmigrantes que viven en USA actualmente, esto se ve reflejado en los personajes de más arriba y en una que otra escena. Incluso Johnson lo utiliza de broma con Marta Cabrera (Ana de Armas) que es de ascendencia latina, pero que ninguno de los hijos de Harlan tiene idea de que país viene.

Como ya es costumbre, Steve Yedlin estará en la fotografía de la película y se nota. No solo vemos su estilo clásico donde usa las tomas generales para mostrar lo amplio del espacio y los planos medios para que el espectador se sienta en la escena y como si fuera parte adicional del set.

Esto último es importante ya que en muchos casos, será importante que veamos detalladamente a los personajes para que nosotros saquemos nuestras conjeturas en base a lo que vemos, por lo cual Yedlin usa planos generales en las interrogaciones y los planos más cerrados en los momentos más “íntimos” donde pensamos que algún personaje pudo ser descubierto.

Como siempre en los planos generales Yedlin brilla y si no… recordemos la hermosísima pelea contra los Praetorian Guards en The Last Jedi.

La música en este caso específico busca impulsar los momentos y en ciertos puntos guía al espectador sobre lo que debíamos sentir o no. Esto es algo bueno, porque no parece un balde de agua que se le echa a alguien, sino que nos acompaña y nos orienta de manera que no perdamos de vista lo que sucede en pantalla.

Aunque todo lo que he mencionado arriba es brillante, la película tiene un par de elementos que no funcionan del todo y esto está ligado a un par de personajes que se sienten desaprovechados. Ransom y Jacob Thrombey son los casos más específicos.

Jacob principalmente es de decoración durante toda la película y Ransom entra demasiado tarde, por lo cual como espectadores no nos interesamos tanto en él hasta el 3er acto de la película.

Aunque entiendo que con un elenco de este tamaño, en especial donde la mayoría tienen sus momentos puede ser complicado incluir muchos más.

Entre Navajas y Secretos no intenta revolucionar el género de la novela negra, pero Johnson logra poner su carisma en un guión sencillo, pero muy agradable de ver y mucho más acompañado de un elenco tan grande que definitivamente logrará poner la película en el radar de varias personas. 

Sin duda, la película nos recuerda porqué Rian Johnson es un director que a pesar de tener pocas películas a su nombre, ha logrado hacer cosas muy interesantes en varios géneros* y definitivamente quiero ver qué hará después. 

*Sí, yo sostengo que The Last Jedi es una gran película aunque no es mi favorita de Star Wars y de paso les recomiendo que vean el video de oh baby de LCD Soundsystem protagonizado por David Strathairn y Sissy Spacek, es una belleza.

Pueden encontrar Entre Navajas y Secretos en Amazon Prime Video.

(Visited 21 times, 1 visits today)

One thought on “Entre Navajas y Secretos”

Deja un comentario

%d bloggers like this: